Por ActionCOACH Doug Winnie | EUA

De James Dean, quien murió a los 24 años de edad hasta John Lennon, quien lo hizo hasta los 40 años, nadie sabe cuándo terminará nuestro futuro aquí en este planeta, en esta forma física. Cuando se cuenta tu historia, después de que tu futuro se convierta en su pasado, ¿qué va a decir su historia?

Un inventor de grandes cosas, incapaz de influir en la gente para comprar, es lo que se leerá de algunas de las historias de nuestros clientes pasados.

El principio de la historia de algunas personas que conozco podría ser: “Estando al pendiente de muchos, haciendo un el mayor de los intentos, y sin embargo, solo necesitaba un poco más de futuro para que todos su sueños se hicieran realidad”.

Sin embargo, es mas común para algunas personas que conozco lo siguiente: “Muy exitoso, gran padre, comenzó a construir la grandeza, y ahora deja el resto de la edificación a su familia”.

“Un líder de muchos miles, mentor para muchos cientos, un maestro para millones, filántropo, empresario, padre, esposo, donante, oyente y amigo”, es mi plan cómo comenzará mi historia.

El tiempo es esa cosa a la que no damos suficiente respeto, como se demuestra comúnmente con la pregunta que hacemos durante la temporada de fiestas familiares al ver a un pariente más joven y comentamos sobre su rápido crecimiento, “¡Oh Dios mío!, ¿cómo pasa el tiempo tan rápido?” El tiempo pasa tan rápido hoy como lo hizo ayer y lo hará mañana.

Nuestra apuro en terminar la Cena de Acción de Gracias, o la compra de ese último regalo antes del día en que el regalo se da, es sorprendentemente rápido y eficiente! La lista de tareas pendientes es exhaustiva, comprobada una por una, casi nada se olvida y el evento ocurre. Mirando hacia atrás en el evento vemos que fue bastante bueno, aunque, tal vez una pequeña cosa aquí y allá podría haber estado mejor o diferente, pero en general, todo fue bueno.

Después está el anciano, tomando sus últimas respiraciones mientras su futuro se ha ido, ahora mirando sólo a su pasado. Mira hacia atrás y muy a menudo piensa en lo que él deseaba hacer … deseando haber ido, deseando haber ayudó más, deseando que vidas pudo haber ayudado a ser mejores. Ya no hay futuro. El arrepentimiento se hace presente en el último suspiro.

Todos necesitamos hacer más, hacer más rápido, si no es así, habrá más arrepentimiento.

¿Cómo? La forma conocida y actual de hacer más en el mismo período de tiempo… fijar un plazo, crear una lista de verificación, y HACERLO, ASÍ COMO SI SE TRATARA LA FIESTA DE AÑO NUEVO… ha empezado la cuenta regresiva.