En un mundo tan cambiante necesitas saber cómo manejar una crisis económica. Esto es porque todo negocio, durante su desarrollo, tiene altos y bajos por factores internos o externos. Como debes afrontar esta realidad inteligentemente, nuestros consultores de empresas te dan sus mejores consejos.

 

Formas de afrontar con una crisis económica

De acuerdo a diferentes consultores de empresas, se debe asegurar la continuidad del negocio durante una crisis económica. Es una buena oportunidad para reformular estrategias, reorganizar procesos y apuntalar la resiliencia de tu marca. Teniendo en cuenta que las cosas se pondrán más difíciles con bancos, proveedores y clientes, debes apoyarte en estrategias sólidas:

 

  • Busca posicionar mejor a la compañía. Así como una crisis económica puede afectar tu negocio, también lo hará con la competencia. En esta vorágine, quienes no estén preparados serán los primeros en sucumbir. Si dispones de un buen plan de gestión para estas ocasiones y demuestras solidez, aprovecha para posicionarte mejor y conseguir una mayor cuota de mercado.

 

  • Trata de ahorrar costes. Las situaciones que alteran la disposición de dinero a corto y mediano plazo requieren medidas de austeridad. Una forma de controlar la cartera es priorizando los gastos imprescindibles para el funcionamiento y eliminando el servicio de terceros. Antes que reducir la calidad o desmejorar la atención al cliente, concéntrate en los consumos internos más superfluos.

 

  • Utiliza distintas estrategias de promoción. Es normal que, durante una crisis económica, te esfuerces más por aumentar el volumen del negocio y la productividad. Según los consultores de empresas, debes explorar canales de promoción que tengan una menor incidencia sobre tu bolsillo, como las redes sociales, la publicidad indirecta, un blog y otras estrategias comerciales que sirvan para cubrir las necesidades de tus clientes.

 

  • Intenta innovar con soluciones low-cost. Los momentos difíciles son una buena oportunidad para considerar un enfoque solidario. Tu público también sufrirá las consecuencias, por eso puedes reducir los precios aplicando ciertos ajustes. Esto puede acompañarse con la compra mediante pagos a plazos con garantía, la promoción de las ventajas de tus productos o servicios para sobrellevar la crisis y aprovechar a tus mejores talentos para otras soluciones creativas.

 

  • Incorpora mayor flexibilidad a tu modelo. Cualquier negocio que espera competir en un entorno tan volátil y propenso a dificultades, debe apoyarse en la adaptación. Si te ves en la necesidad de reaccionar, tu toma de decisiones debe ser rápida y precisa. En circunstancias inestables, puedes reducir cargos, cambiar de mercados, externalizar servicios, modificar productos, modificar la tecnología, entre otras medidas.

 

  • Refuerza tus habilidades de negociación. En época de crisis, la negociación será crítica para mantener el negocio a flote. Para ello, debes demostrar confianza, positivismo y decisiones certeras. De esta forma, podrás hacerle ver a tus clientes, proveedores y financistas que tienes las herramientas para salir adelante.

 

Los consultores de empresas pueden ser de gran ayuda durante una crisis económica. Si no estás preparado y necesitas saber cómo proceder, cuentas con ActionCOACH. Contáctanos.